Entender una review – ¿Qué significan todos esos términos raros? (I)

5
354

cropped-t4r_colorshort-1.pngA veces puede costar entender de qué se está hablando cuando vemos la review de un móvil. El sector de la telefonía móvil, y por extensión de los denominados gadgets tecnológicos está muy influenciado por el marketing, lo que lleva a que se utilicen una gran cantidad de siglas y nombres más o menos llamativos que cambian continuamente y que hacen imposible saber a priori si un procesador Snapdragon es mejor que un Exynos, o si una batería de 3.000 mAh es lo que se espera en un móvil de 400 €.

En esta guía voy a hacer un recorrido por las características principales a las que se suele hacer referencia cuando se habla de un móvil, y para cada una de ellas haré una breve descripción de qué es, cómo afecta al usuario, y daré algunos datos útiles que permitan hacer comparaciones y tener criterio a la hora de ver una review.

Parte II:

Entender una review – ¿Qué significan todos esos términos raros? (II)

Parte III:  

Próximamente

Sistema operativo

El sistema operativo es el conjunto de software de bajo nivel que maneja directamente el hardware y sobre el que corren las aplicaciones de usuario. Dado que se encarga del control directo del hardware, es el responsable de que las aplicaciones hagan un mejor o peor aprovechamiento de los recursos. Es decir, de poco sirve tener unos componentes muy potentes si el sistema operativo no los aprovecha. Esto sucede a menudo con productos “baratos”, que montan componentes que a priori pueden tener unos números que llaman la atención puestos en un catálogo, pero que luego, en el manejo real, quedan muy por detrás de otros productos de compañías que dedican grandes esfuerzos a optimizar el sistema operativo para sus terminales.

operative_systems_1

El otro punto a tener muy en cuenta, es que el sistema operativo determina el catálogo de aplicaciones al que vamos a tener acceso. Las aplicaciones creadas para un sistema no funcionan directamente en otro. Algo distinto es que en el caso de  aplicaciones de uso extendido como whatsapp, los desarrolladores hayan creado versiones para diferentes sistemas operativos. Por tanto, siempre hay que tener en cuenta que hay programas exclusivos de cada plataforma, mas que nada para no encontrarnos después buscando como instalar en Android un juego exclusivo de iOS 😉

Echando un vistazo rápido al catálogo de cualquier tienda de móviles enseguida se llega a la conclusión de que el sector está dominado por dos sistemas operativos: iOS, el sistema creado por Apple para sus famosos teléfonos iPhone, y Android, el sistema creado por Google que se usa en la mayoría de los teléfonos móviles no fabricados por Apple. Estudios recientes otorgan a Android una cuota de mercado en torno al 80% seguido de iOS con alrededor de un 15%.

IDC: Smartphone OS Market Share 2015, 2014, 2013, and 2012 ChartNo voy a profundizar en iOS porque como ya he dicho solo se usa en dispositivos de Apple de los cuales es fácil encontrar documentación detallada, pero es necesario comentarlo debido a la importante cuota de mercado que tiene este fabricante. Basta decir que al ser un sistema desarrollado teniendo en mente un hardware concreto consigue un muy buen rendimiento, y además dispone de aplicaciones exclusivas que están consiguiendo mantener una legión de fieles seguidores.

iphone_5

Cuando comparamos dos teléfonos Android lo primero que tenemos que mirar es la versión del sistema operativo. En principio, en un terminal nuevo siempre deberíamos buscar que tenga una de las últimas versiones del sistema, ya que esto es garantía de un mejor aprovechamiento de los nuevos componentes hardware. Además, cada versión introduce mejoras en la API que pueden ser aprovechadas por las aplicaciones. Si solo se usase la notación numérica del tipo versión 4.2, versión 5.0… sería fácil comparar dos teléfonos y saber cuál tiene una versión más moderna de Android, pero resulta que existe otra forma de identificar las versiones de Android que van saliendo al mercado y es mediante nombres de “dulces”. Sí, no es una broma, cada versión de Android tiene asociado el nombre de un dulce. Hay una versión llamada Cupcake, otra llamada Donut, etc. Para aquellas personas que no están familiarizadas con el mundillo de Linux es posible que todo esto le suene raro, pero usar nombres propios para versiones de software es una moda bastante extendida. Un par de ejemplos: las versiones del sistema operativo Ubuntu tienen asociados nombres de animales acompañados de un adjetivo (Saucy Salamander, Utopic Unicorn…), y las versiones de Debian utilizan nombres de personajes de las películas de Toy Story (Woody, Potato…). Lo que debemos saber en relación a los nombres en código de las versiones de Android es que siguen un orden alfabético y por tanto para saber si una versión es más nueva que otra solo debemos fijarnos en la primera letra. Así podemos saber que la versión Donut es posterior a la versión Cupcake. El problema ahora viene cuando queremos saber si la versión Donut es anterior o posterior a, por ejemplo, la versión 4.2. En ese caso la única solución es consultar un historial de versiones como el que se muestra a continuación.

Versión Nombre en código Fecha de lanzamiento Número de la API
1.0 Apple Pie 23 de septiembre de 2008 1
1.1 Banana Bread 9 de febrero de 2009 2
1.5 Cupcake 30 de abril de 2009 3
1.6 Donut 15 de septiembre de 2009 4
2.0 / 2.0.1 / 2.1 Eclair 26 de octubre de 2009 5-7
2.2 Froyo 20 de mayo de 2010 8
2.3 / 2.3.7 Gingerbread 6 de diciembre de 2010 9-10
3.0 / 3.1 / 3.2 Honeycomb 22 de febrero de 2011 11-13
4.0 / 4.0.4 Ice Cream Sandwich 18 de octubre de 2011 14-15
4.1 / 4.2 / 4.3 Jelly Bean 9 de julio de 2012 16-18
4.4 / 4.4W KitKat 31 de octubre de 2013 19-20
5.0 / 5.1 Lollipop 12 de noviembre de 2014 21-22
6.0 Marshmallow 5 de octubre de 2015 23

nexus_7_marsmallow_2

Android es un sistema libre, las fuentes a partir de las que se construye la base del sistema operativo están disponibles públicamente (Android Open Source Project). Comúnmente se utiliza el término Stock Android para referirse al sistema tal y como lo proporciona Google. Los fabricantes de móviles pueden crear sus propias variantes, mejorando algunas partes del sistema original para el hardware de sus teléfonos, o cambiando la interfaz gráfica a través de la que se organizan y manejan las aplicaciones para de esa forma aportar valor añadido a sus terminales frente a la competencia. Existen varios términos relacionados con las variantes de Android que conviene conocer. Se denomina launcher al escritorio de Android en el que se colocan tanto los iconos que proporcionan acceso a las aplicaciones, como los widgets, que permiten ver de un vistazo información asociada a distintas aplicaciones (la hora, el tiempo atmosférico, los últimos correos…). Muchos fabricantes modifican el launcher de Android añadiéndole opciones, temas nuevos, iconos personalizados, etc. Pero normalmente los cambios suelen ir más allá, cambiando la forma en que el usuario interactúa con el sistema (gestos, botones, pantalla de desbloqueo…). Al conjunto de todos estos cambios en la interfaz, junto con las aplicaciones propias de la compañía que vienen pre-instaladas en el terminal se le conoce como capa de personalización. En ocasiones, los cambios en el sistema son más profundos. Se parte de las fuentes originales de Android pero se reescriben partes enteras del sistema operativo. En esos casos de suele hablar de un fork (bifurcación en inglés) de Android.

Algunas de las capas de personalización desarrolladas por distintos fabricantes son:

  • Samsung TouchWiz: Es una capa de personalización de la interfaz gráfica de Android que Samsung ha desarrollado para sus teléfonos móviles y tablets. Añade ciertas funcionalidades que no están implementadas en el Stock Android, como por ejemplo la posibilidad de tener abiertas dos ventanas simultáneamente una al lado de la otra (MultiWindow), o de utilizar la cámara frontal del dispositivo para detectar cuando estamos leyendo algo en pantalla y no apagarla por inactividad (SmartStay).
  • Huawei Emotion UI (EMUI): La capa de personalización que Huawei utiliza en sus terminales permite al usuario escoger entre infinidad de combinaciones de color, iconos, pantallas de desbloqueo, etc. Destaca que no hace uso del “cajón” de aplicaciones (acceso directo a la lista de todas las aplicaciones instaladas), pareciéndose en ese sentido a sistemas como MIUI o iOS.
  • Asus ZenUI: Se trata de otra capa de personalización, en este caso desarrollada por ASUS para sus dispositivos. Entre las posibilidades de manejo adicionales que añade destacan: ZenMotion para manejar la interfaz mediante gestos y pulsaciones dobles en pantalla, ZenUI Launcher, un Launcher mejorado, y SnapView que permite mantener dos espacios de trabajo separados (private / professional) a los que se accede usando patrones de desbloqueo diferentes.
  • Sony Xperia UI: Sony utiliza en sus dispositivos una capa de personalización ligera con cambios en el launcher y un catálogo de aplicaciones propias.
  • HTC Sense: Es el nombre que HTC utiliza para designar al conjunto de aplicaciones pre-instaladas (BlinkFeed, Zoe, Sense TV…) y mejoras en la interfaz de usuario que utiliza en sus dispositivos. Es una de las capas de personalización más llamativas por su diseño y funcionalidad.
  • LG UX: Al igual que en los casos comentados hasta ahora, el fabricante LG Electronics tiene su propia capa de personalización de la interfaz de Android a la que denomina UX. No incluye grandes cambios respecto al sistema proporcionado por Google, pero añade algunas opciones de configuración, función de ventana dual para ver dos aplicaciones al mismo tiempo y unos iconos bien cuidados que aportan valor añadido a sus teléfonos.

Por otro lado, algunos forks de Android especialmente conocidos son:

  • MIUI: Es un sistema desarrollado por uno de los mayores fabricantes de móviles chino, Xiaomi. Está basado en Android pero introduce grandes cambios tanto a nivel de interfaz como de manejo de los recursos. En vez de tener un acceso a un panel con todas las aplicaciones, éstas se encuentran repartidas por un número ilimitado de escritorios pudiendo juntarse en grupos. Gráficamente tiene una gran calidad, teniendo similitudes con el sistema iOS de Apple en cuanto a estética y manejo. Todos los teléfonos de Xiaomi utilizan este sistema, pero además existen versión no oficiales para teléfonos de otros fabricantes (Samsung, HTC…).
  • Fire OS: Se trata de un sistema basado en Android desarrollado por Amazon para algunos de sus productos hardware, como son la gama de tablets Kindle Fire o su reproductor multimedia Fire TV. Está muy orientado a su uso como plataforma de acceso a contenidos multimedia distribuidos a través de los servicios de Amazon (música, películas, e-books…).
  • CyanogenMod: Para los usuarios con conocimientos de programación éste es posiblemente uno de los proyectos más interesante. Es un sistema basado en las versiones oficiales de Android pero que añade código open source con objeto de ofrecer mejoras en el rendimiento, la fiabilidad y la seguridad. El sistema no está limitado a ser usado en los dispositivos de un fabricante concreto, sino que pretende poder ser instalado en teléfonos muy diversos (para lo cual tienen que haber sido rooteados). Implementa características no disponibles en otras variantes de Android. Todo el código del sistema está disponible para su uso y estudio a través de la página web del proyecto: http://www.cyanogenmod.org.

Procesador

Para explicar qué es un programa de ordenador, a veces se recurre a la analogía con un cocinero que por ejemplo prepare pasteles siguiendo una receta. En ese caso, la receta es el código del programa que se va ejecutando, y el cocinero el procesador. Si cada vez queremos preparar pasteles más rápido tenemos dos opciones, contratar varios cocineros para que trabajen juntos, o tener cocineros que hagan su trabajo más rápido. Volviendo al terreno de los móviles, en el primero de los supuestos estaríamos hablando del número de cores, que en procesadores modernos anda entre 2 y 8. Un procesador quad-core contiene dentro de un mismo chip 4 procesadores trabajando en paralelo, y un octa-core 8 procesadores. El segundo dato que se indica siempre para un procesador es la velocidad de trabajo, que se mide en Gigahercios (GHz) y que puede variar entre 1 GHz y 2,7 GHz.

Está claro que lo mejor es tener ocho cocineros muy rápidos, pero tenemos que ver si estamos dispuestos a pagarles el sueldo ;). La siguiente pregunta que podemos hacernos es si resulta mejor tener cuatro cocineros que trabajen muy rápido u ocho más lentos. Aquí empiezan los matices, ya que existen aplicaciones que aprovechan mejor el uso de varios núcleos en paralelo y otras que aprovechan al máximo la velocidad del procesador. Que nos vaya más fluido un quad-core a 2 GHZ o un octa-core a 1,6 GHz puede depender en gran medida del sistema operativo (incluso de la versión del mismo), y del tipo de aplicaciones que queramos usar. Además, aunque comparemos teléfonos Android, cada fabricante introduce sus propias optimizaciones en el sistema operativo, y ese trabajo de optimización para el hardware del teléfono tiene un gran impacto en el funcionamiento final de las aplicaciones. Es decir, la percepción que tiene el usuario final de lo rápido que funcionan las aplicaciones en dos teléfonos Android con el mismo procesador puede depender y mucho del cuidado con el que el fabricante haya construido el sistema completo.

snapdragon_1

Por poner nombres y apellidos a esto de los procesadores, lo primero que debemos saber es que aunque las diferentes gamas de móviles utilizan procesadores muy distintos, actualmente todos ellos se basan en la arquitectura ARM. Durante los últimos años, dos han sido los fabricantes de procesadores para móviles que han destacado: Qualcommm con su familia de procesadores Snapdragon y Mediatek con sus procesadores Helio. En general Qualcommm domina la gama alta con procesadores muy potentes y Mediatek destaca por tener un precio más reducido. De todas formas, estos no son los únicos fabricantes, existiendo en la actualidad dispositivos muy interesantes procedentes de Samsung (Exynos), Huawei (Kirin) y otros.

Para terminar de complicar las cosas existe otro elemento asociado al procesador que se denomina coprocesador gráfico (GPU). Podemos pensar en él como un cocinero especializado en hacer chocolate. Tener un buen especialista en chocolate nos va a permitir hacer pasteles de chocolate rapidísimo, pero cuando hacemos otro tipo de pasteles es un recurso que tenemos desaprovechado (pero por el que hemos pagado). El coprocesador gráfico es especialmente importante si queremos instalar juegos en el móvil, ahí sí que tenemos que empezar a tenerlo en cuenta.

Existen varias aplicaciones, como CPU-Z o Android Hardware Info, que proporcionan información detallada acerca del procesador contenido en el terminal sobre el se ejecutan.

La siguiente tabla muestra las principales características de algunos de los procesadores más comunes que podemos encontrar en móviles ahora mismo (abril-2016). La última columna es especialmente útil para hacer comparaciones, y recoge alguno de los modelos que montan ese procesador y su orden de precios aproximados.

Fabricante Modelo Nº cores Frecuencia GPU Terminales que usan
este procesador
Qualcomm Snapdragon 820 4 4x 2,2 GHz Adreno 530 LG G5 (699€)
Snapdragon 810 8 8x 2,0 GHz Adreno 430 LG G Flex 2 (289€)
Nexus 6P (549€ )
Sony Xperia Z5 (599€)
Snapdragon 808 6 6x 2,0 GHz Adreno 418 LG G4 (429€)
LG V10 (699€)
Nexus 5X (399€)
Snapdragon 801 4 4x 2,5 GHz Adreno 330 Sony Xperia Z3 (379€)
Snapdragon 615 8 8x 1,7 GHz Adreno 405 Alcatel IDOL 3 (199€)
BQ Aquaris M5 (240€)
Samsung Galaxy J7 (299€)
Sony Xperia M4 AQUA (219€)
ZTE Blade S6 (199€)
Snapdragon 412 4 4x 1,4 GHz Adreno 306 BQ Aquaris X5 (220€)
Snapdragon 410 4 4x 1,2 GHz Adreno 306 Huawei Ascend G7 (199€)
Huawei GX8 (379€)
Motorola Moto G 3 Gen (179€)
Samsung Galaxy A3 (299€)
Samsung Galaxy A5 (279€)
Samsung Galaxy J3 (179€)
Samsung Galaxy J5 (199€)
Wiko Highway Pure (219€)
Snapdragon 210 4 4x 1,1 GHz Adreno 304 Huawei Y6 (149€)
ZTE Blade A460 (109€)
MediaTek MT6795 8 8x 2,2 GHz PowerVR
G6200
Sony Xperia M5 (399€)
MT6752 8 8x 1,7 GHz Mali-T760 Sony Xperia C4 (299€)
Sony Xperia C5 Ultra (359€)
MT6735 4 4x 1,3 GHz Mali-T720 BQ Aquaris A4,5″ (179€)
ZTE Blade A452 (129€)
ZTE Blade V6 (189€)
MT6582 4 4x 1,3 GHz Mali-400 BQ Aquaris E5S (200€)
LG Magna (129€)
Wiko Rainbow Jam (115€)
ZTE Blade L3 (89€)
HiSilicon
(Huawei)
Kirin 950 8 4x 2,3 GHz/
4x 1,8 GHz
Mali-T880 Huawei Mate 8 (599€)
Kirin 935 8 4x 2,2 GHz/
4x 1,5 GHz
Mali-T628 Huawei Mate S (499€)
Huawei P8 Max (499€)
Kirin 930 8 4x 2,0 GHz/
4x 1,5 GHz
Mali-T628 Huawei P8 (399€)
Kirin 620 8 8x 1,2 GHz Mali-T450 Huawei P8 Lite (229€)
Samsung Exynos 8890 8 4x 2,4 GHz/
4x 1,5 GHz
Mali-T880 Samsung Galaxy S7 (719€)
Exynos 7420 8 4x 2,1 GHz/
4x 1,5 GHz
Mali-T760 Samsung Galaxy S6 (559€)
Exynos 5433 8 4x 1,9 GHz/
4x 1,3 GHz
Mali-T760 Samsung Note 4 (559€)
Exynos 7580 8 8x 1,5 GHz Mali-T720 Samsung Galaxy S5 Neo (399€)
Apple A9 2 2x 1,9 GHz PowerVR
GT7600
iPhone 6S (739€)
iPhone SE (489€)
A8 2 2x 1,4 GHz PowerVR
GX6450
iPhone 6 (599€)
iPhone 6 Plus (599€)
A7 2 2x 1,3 GHz PowerVR
G6430
iPhone 5S (399€)

5 Comentarios

  1. Gracias Marina. La idea de esta guía es precisamente que sea lo suficientemente ilustrativa como para que la entienda más o menos cualquiera, pero a la vez no quedarse en datos superficiales. Seguro que entre todos conseguimos encontrar ese equilibrio. Cualquier sugerencia es bienvenida. Por mi parte trataré de mantener la información actualizada y añadir de vez en cuando cosas nuevas que me parezcan interesantes.

  2. Que curioso…genial 😉
    me ha hecho gracia lo de nombres propios para versiones de software, sobre todo ubuntu, ignoraba este hecho, me ha parecido interesante.
    Saludos!

  3. Gracias Rachel. Lo de los nombres que ponen a veces a algunos programas tiene mucha tela. A lo mejor algún día podemos escribir un post dedicado al tema en plan curiosidad. Me apunto la idea!!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here